FUNDADOR IDILI LIZCANO

“La belleza es luz”

ALQVIMIA es el resultado de la pasión y visión de nuestro fundador, Idili Lizcano (Filósofo y perfumista) que en 1984 fundó la empresa y siendo pionero en crear un concepto global y holístico de belleza y bienestar que va desde la pureza de la naturaleza , hasta la excelencia de la experiencia. Esa visión es la que ha colocado a ALQVIMIA en el lugar de prestigio y excelencia donde se encuentra la marca hoy. Idili nació en la ciudad de Orán (Argelia) y pasó su infancia en París. Muchas veces después del colegio Idili deambulaba por la rue de Rivoli por las cercanías de la place Vândome donde con apenas 8 años le gustaba ir a las perfumerías a oler perfumes. Las dependientas de las tiendas se sorprendían de que un muchacho tan pequeño tuviera tanto interés por los perfumes y le daban a oler muchas fragancias. A él le encantaba hacerlo. En su mente siempre tenía una idea: “Cuando sea mayor yo lo haré mejor”. Y la verdad es que el destino hizo que durante toda su vida Idili se haya dedicado a cumplir esa intuición y ese sueño. Con la amnistía política del año 1975, después de 30 años de exilio forzoso sus padres vuelven a España, al Mediterráneo de nuevo.

Se instalan en Altea, en la provincia de Alicante, el pueblo natal de su madre. Allí Idili se embriaga del sabor de la cultura mediterránea. Impulsado por la búsqueda de las respuestas a las preguntas más esenciales, el sentido de la vida, decide estudiar filosofía en la Universidad de Valencia. Después de la Universidad decide ir a vivir una temporada en Ibiza. Siempre el Mediterráneo. Allí entra en contacto con algunos de los precursores de la contracultura en España, americanos, franceses…Después decide hacer un largo viaje de casi un año por la India. Se interesa por las filosofías orientales el Tantrismo, la Meditación, el Hinduismo,el Budismo….. Regresa de nuevo a España y decide ir a vivir a un lugar mágico: la Alpujarra granadina. Allí instala su primer laboratorio alquímico. Idili redescubre esa conexión profunda con el arte de la alquimia. Los pastores de la zona que le enseñan los secretos de las plantas medicinales. Idili siente una profunda conexión con el mundo de las plantas y las flores. Empieza a destilar sus esencias, crea sus primeros perfumes y productos de cosmética. En 1984 se traslada a vivir a una de zonas más privilegiadas en plantas medicinales de la península: la Garrotxa en el Pirineo de Girona.

Allí en 1985 nace ALQVIMIA.

Instala su laboratorio y su vivienda en la masía de Can Duran, una noble casa del año 1324 situada en un lugar casi paradisíaco donde actualmente se encuentra la sede de Alqvimia. Embriagado por el amor hacia el noble arte de hacer perfumes crea su primera gama de productos. Es el principio de la Gran Aventura…. Idili estudia a fondo la aromaterapia entonces casi desconocida en España. Se convierte con el tiempo en uno de los expertos, no solo de nuestro país sino a nivel mundial, en esta disciplina que hoy está tan de moda. En 1991 empieza la expansión internacional de la empresa. Actualmente Alqvimia está presente en los mejores hoteles, spa’s y retail selectivos de más de 20 países en todo el mundo. Además de las tiendas propias y la venta online. Desde el principio de la creación de su empresa Idili Lizcano siempre ha querido que su empresa tenga la misión de ser un modelo de la Nueva Economía. Él lo llama ECONOMÍA HUMANIZADA. Una economía que no tenga como único motor el egoísmo ni la codicia sino que sea respetuosa con el medio ambiente y con las personas. Una economía que potencie la economía productiva frente a la economía especulativa que impera en nuestros tiempos. Idili Lizcano ha sido un visionario.

Siempre fiel a sus principios, fue un pionero de la auténtica cosmética natural, que hoy en día es la tendencia más en auge del sector de la cosmética, y ha sabido elevar la marca y sus productos al concepto de joyas cosméticas, actualmente consideradas como un producto de lujo por su calidad y eficacia. Su visión empresarial ha convertido ALQVIMIA en una de las empresas más sólidas del sector de la perfumería y la cosmética en España. Una empresa que sigue a buen ritmo sus cifras de crecimiento.

“Mi trabajo es una Meditación en sí. Es una ofrenda al mundo, una oración. Este es uno de los secretos del Noble Arte de la Alqvimia.”

Tras casi 40 años, ALQVIMIA mantiene el amor, la pasión, la creatividad y respeto por la naturaleza. Gracias al arte de la aromaterapia, a la magia de la perfumería y a la ciencia ancestral de la alquimia, extraemos el alma de las plantas que conecta y transforma nuestra propia alma.

“LA ENERGÍA FEMENINA EMPODERADA ES LA ESPERANZA DE LA HUMANIDAD”
Idili Lizcano

Ver más +

“La belleza es luz”

ALQVIMIA es el resultado de la pasión y visión de nuestro fundador, Idili Lizcano (Filósofo y perfumista) que en 1984 fundó la empresa y siendo pionero en crear un concepto global y holístico de belleza y bienestar que va desde la pureza de la naturaleza , hasta la excelencia de la experiencia. Esa visión es la que ha colocado a ALQVIMIA en el lugar de prestigio y excelencia donde se encuentra la marca hoy. Idili nació en la ciudad de Orán (Argelia) y pasó su infancia en París. Muchas veces después del colegio Idili deambulaba por la rue de Rivoli por las cercanías de la place Vândome donde con apenas 8 años le gustaba ir a las perfumerías a oler perfumes.. Las dependientas de las tiendas se sorprendían de que un muchacho tan pequeño tuviera tanto interés por los perfumes y le daban a oler muchas fragancias. A él le encantaba hacerlo. En su mente siempre tenía una idea: “Cuando sea mayor yo lo haré mejor”. Y la verdad es que el destino hizo que durante toda su vida Idili se haya dedicado a cumplir esa intuición y ese sueño. Con la amnistía política del año 1975, después de 30 años de exilio forzoso sus padres vuelven a España, al Mediterráneo de nuevo.

Se instalan en Altea, en la provincia de Alicante, el pueblo natal de su madre. Allí Idili se embriaga del sabor de la cultura mediterránea. Impulsado por la búsqueda de las respuestas a las preguntas más esenciales, el sentido de la vida, decide estudiar filosofía en la Universidad de Valencia. Después de la Universidad decide ir a vivir una temporada en Ibiza. Siempre el Mediterráneo. Allí entra en contacto con algunos de los precursores de la contracultura en España, americanos, franceses…Después decide hacer un largo viaje de casi un año por la India. Se interesa por las filosofías orientales el Tantrismo, la Meditación, el Hinduismo,el Budismo….. Regresa de nuevo a España y decide ir a vivir a un lugar mágico: la Alpujarra granadina. Allí instala su primer laboratorio alquímico. Idili redescubre esa conexión profunda con el arte de la alquimia. Los pastores de la zona que le enseñan los secretos de las plantas medicinales. Idili siente una profunda conexión con el mundo de las plantas y las flores. Empieza a destilar sus esencias, crea sus primeros perfumes y productos de cosmética. En 1984 se traslada a vivir a una de zonas más privilegiadas en plantas medicinales de la península: la Garrotxa en el Pirineo de Girona.

Allí en 1985 nace ALQVIMIA.

Instala su laboratorio y su vivienda en la masía de Can Duran, una noble casa del año 1324 situada en un lugar casi paradisíaco donde actualmente se encuentra la sede de Alqvimia. Embriagado por el amor hacia el noble arte de hacer perfumes crea su primera gama de productos. Es el principio de la Gran Aventura…. Idili estudia a fondo la aromaterapia entonces casi desconocida en España. Se convierte con el tiempo en uno de los expertos, no solo de nuestro país sino a nivel mundial, en esta disciplina que hoy está tan de moda. En 1991 empieza la expansión internacional de la empresa. Actualmente Alqvimia está presente en los mejores hoteles, spa’s y retail selectivos de más de 20 países en todo el mundo. Además de las tiendas propias y la venta online. Desde el principio de la creación de su empresa Idili Lizcano siempre ha querido que su empresa tenga la misión de ser un modelo de la Nueva Economía. Él lo llama ECONOMÍA HUMANIZADA. Una economía que no tenga como único motor el egoísmo ni la codicia sino que sea respetuosa con el medio ambiente y con las personas. Una economía que potencie la economía productiva frente a la economía especulativa que impera en nuestros tiempos. Idili Lizcano ha sido un visionario.

Siempre fiel a sus principios, fue un pionero de la auténtica cosmética natural, que hoy en día es la tendencia más en auge del sector de la cosmética, y ha sabido elevar la marca y sus productos al concepto de joyas cosméticas, actualmente consideradas como un producto de lujo por su calidad y eficacia. Su visión empresarial ha convertido ALQVIMIA en una de las empresas más sólidas del sector de la perfumería y la cosmética en España. Una empresa que sigue a buen ritmo sus cifras de crecimiento.

“Mi trabajo es una Meditación en sí. Es una ofrenda al mundo, una oración. Este es uno de los secretos del Noble Arte de la Alqvimia”.

Tras casi 40 años, ALQVIMIA mantiene el amor, la pasión, la creatividad y respeto por la naturaleza. Gracias al arte de la aromaterapia, a la magia de la perfumería y a la ciencia ancestral de la alquimia, extraemos el alma de las plantas que conecta y transforma nuestra propia alma.

“LA ENERGÍA FEMENINA EMPODERADA ES LA ESPERANZA DE LA HUMANIDAD”
Idili Lizcano

Ver más +

Copyright © 2022-present Magento, Inc. All rights reserved.